SurAmerica Arquera
http://

SurAmerica Arquera - Trabajar Bambu


Construcción, Información, y practica del tiro con arco
 
ÍndicePortalRegistrarseConectarse

Trabajar Bambú y no morir en el intento

Trabajar Bambú y no morir en el intento

Saludos muchachos, ya que estamos con el tema del bambú y como es un material en el que he insistido bastante les muestro el método sencillo de fabricar laminas, que pueden ser el comienzo de un buen arco, como ya conté alguna otra vez, mi interés en el bambú nació por la necesidad de tener un material de construcción para los arcos que tuviera un buen rendimiento, que fuera fácil de trabajar con pocas herramientas y de baja tecnología, en cierta forma evitar el problema de las erróneas disposiciones de la veta de la madera que pudiera conseguir y también el problema del estacionado y porcentaje de humedad de la madera, aunque el bambú también tiene que cumplir ciertos requisitos, los mismos son pocos, aunque por lo general es difícil determinarlos aunque poder completarlos seria ideal.
En primer lugar, que el bambú tenga una maduración de al menos de tres años, luego tiene que ser cosechado en cierta luna y horario, todo esto ya se nombro en otro post así que no me extiendo en ello, sobre todo porque la gran mayoría de nosotros posiblemente consigamos cañas sin saber a ciencia cierta si se cumplirán los requisitos, al menos hay que ver que la caña este sana sin lastimaduras, rajaduras ni con orificios de polillas.
Existen muchas especies de bambú, aparte de infinitas subespecies, trabaje con muchos que lucían distintos unos de otros con prestaciones mecánicas por lo general buenas, no así "estructuralmente", algunos tienen un marcado ziz-zag de nudo a nudo, algunos no son rectos, al contrario, con una curvatura muy marcada, otros con nudos con brotes de crecimiento muy grandes, como el caso que les muestro.

Como se ve el nudo tiene el brote grande, incluso allí tenia ramitas que salian, allí donde este brote, el bambú a veces esta debilitado o es muy protuberante por lo que hace a esta parte a veces inutilizable, por otro lado este bambú tiene un buen grosor de paredes para obtener unas buenas laminas.

Con un bambú de este tamaño nos sirve para sacar cuatro laminas de un buen ancho, lo corto con esta herramienta que fabrique a tal fin, es un aro con una cruz con los lados afilados, todo hecho con planchuela de acero, se la coloca en un extremo de la caña y con un poco de esfuerzo al bajarlo los filos "rajan" la caña en cuatro partes.

Una vez que tenemos los cuatro trozos a golpe de cuchillo sacamos los tabiques de los nudos y a preparar el equipo para obtener las laminas.

El equipo es sencillo, una tabla base para apoyar la varilla, una escofina como la que se ve en el post del francés que subió wanca, un par de prensas, unas tablitas y pedazos de bambú para apretar las prensas sin dañar la varilla, y un cuchillo.
La varilla a trabajar, la que se ve tiene poco ancho, pero es para muestra.

La tabla de trabajo.

La tabla tiene un tope en bisel donde encajo la caña, también con bisel para que quede trabada.

La varilla después de cortada tiene los bordes bastante improlijos y llenos de fibras que sobresalen, ojo!!! es bueno quitarlas un poco con lija pues en el vaiven del trabajo se nos pueden clavar en la mano o dedos y es muy doloroso (aparte de tan afiladas que pueden estar se clavan ya saben hasta donde!!!)

Encajo la varilla en el tope (en este caso tuve que agregarle una cuña para inmovilizarla porque es muy angosta)

En la otra punta de la varilla uso un pedacito de bambú cuyo perfil se adapta a la varilla para intercalar entre la prensa y la varilla para no lastimarla.

La fijo a la tabla y empiezo a trabajarla del lado convexo primero.

Primero para desbastar lo grueso y para aplanarla, trabajo con la "escofina garlopa" es una escofina que tiene como se ve, una superficie de corte con muchos filos pequeños.

Por la disposición de los filos de la escofina primero se le da en un sentido como se ve en la foto

y luego en el otro.

Con esta escofina se va rapidísimo en un momento ya tendremos lo suficientemente plana el lado convexo como para darlo vuelta y poder trabajar el otro lado sin que se nos bambolee.

En la foto anterior se ve el nudo y parte de la cutícula de color verde, este es el lado mas duro de trabajar, las fibras duras están mas a flor de la cutícula.
Luego damos vuelta y del oto lado.

Cuando ya tenemos aplanados los dos lados con la escofina estará casi listo, antes convendría trabajar los laterales para darle en ancho adecuado, con el mismo método, con lijadora o sierra, pero ojo, es muy fácil que se levanten fibras que luego tendremos que sacar todo a lo largo de la caña, atenti a este paso, luego de nuevo lija a los bordes para no lastimarse y que no se levanten fibras.
Aquí viene la tarea del cuchillo.

Como esto se trata de obtener las laminas de la forma mas sencilla posible no hago alardes de gran tecnología, uso un cuchillo de cocina de acero al carbono común nomas, no inoxidable puesto que el de acero al carbono es mas fácil de afilar y conserva mejor el filo, los requisitos son: que este bien afilado y que ese filo sea recto para que la lamina nos quede bien plana, colocamos el cuchillo a 90 grados con respecto a la lamina y comenzamos a raspar de una punta hasta otra tratando de mantener la misma presión y el angulo de 90 grados.

Hay que raspar constante de una punta a la otra sin cortar el movimiento porque sino allí donde paramos van a quedar fibras cortadas que luego se pueden levantar, si bien se supone que estas laminas van a cumplir la función de refuerzos en la parte interna de un laminado, o sea que las laminas van a estar contenidas por otras de madera o fibra, igualmente conviene que no tengan fibras rotas en la mitad del tramo.
La lamina terminada se ve asi.

Del otro lado.

En esta última les muestro una lamina de bambú con uno de los pocos males que lo aquejan si no se previo en su momento, un bambú apolillado.

Bueno esto ha sido un pequeño tuto de como hacer unas laminitas, para que vean que es bastante fácil, las laminas son, como se dijo antes para incluirlas dentro de un laminado, pues si se doblan hasta cierto punto es probable que se empiecen a levantar las fibras, (aunque dándole este acabado con el cuchillo trabajando la fibra pareja de punta a punta quizás no se levante ninguna fibra) si el caso es un núcleo con dos laminas de bambú rebajadas hacia la punta, dejar el lado plano donde estaba la cutícula hacia afuera, sin trabajar aquí el rebaje, si hacer el rebaje en lo que fue la parte interna del bambú que luego pegaremos entre si, en caso de que queramos que el bambú este expuesto, por fuera, se trabaja así solo el lado cóncavo, el interno y dejamos el lado externo con su cutícula, solo lijada suavemente, busquen bambú en las madereras, ahora las usan mucho para hacer techos, pergolas etc, cuesta encontrarlas pero vale la pena, y para los que vivan mas al sur, allí hay colihue esa caña maciza con las que los mapuches hacían unos arcos re potentes, aquí se consigue fácil, pero todavía no trabaje ninguno, en cuanto manotee alguno les cuento. un videito para que vean lo rapido que se virutea.



Claudio Moron